10 errores comunes que debes evitar cuando compras una laptop


Incluso si has tenido unas cuantas laptops y sabes qué características te gustan, eso no te hace inmune a algunos de los problemas que las personas suelen tener al comprarlas. Todos podemos ser atraídos por una pantalla bonita o por características de alta gama, incluso cuando no las necesitamos realmente. Es por ello, que esta guía te permitirá evitar inconvenientes, y te ayudará a asegurarte de que lo que estás comprando es lo que realmente necesitas ahora y en el futuro.

A continuación te ofrecemos una lista de los errores más comunes en la compra de un laptop, para que no tengas nada de qué arrepentirte después de adquirirla

1. Comprar lo más barato disponible

Hay algunos portátiles de gran presupuesto por ahí, pero porque sean baratos no significa que vayan a hacer el trabajo que quieres o que tengan todas las características que necesitas.

Digamos que estás decidiendo entre un procesador de doble núcleo y uno de cuatro núcleos. Quieres ejecutar muchas aplicaciones a la vez, pero has elegido el procesador de doble núcleo porque es un poco menos costoso. Ahora tienes un sistema que no es tan potente como tus necesidades exigen, y ese problema te seguirá hasta que llegue el momento de volver a comprar una nueva laptop

En lugar de buscar el precio más bajo, es mejor encontrar el portátil que realmente satisfaga tus necesidades y luego ajustarlo a tu presupuesto.

2. Pagar demasiado

Las mejores laptops del mundo pueden ser capaces de procesar cualquier tipo de programa, pero si pagas por funciones o hardware que no necesitas, estás desperdiciando tu dinero.

Lo más probable es que si tu computadora portátil pone a prueba tu presupuesto, tiene algo que no necesita. Un nuevo MacBook Pro con las mejores especificaciones puede costar hasta 6.000 dólares, pero muy pocas personas necesitan 4 TB de espacio de almacenamiento en su portátil. Puedes conseguir el mismo equipo con las mismas especificaciones, pero con menos espacio de almacenamiento por la mitad de ese precio, y puedes obtener mucho almacenamiento barato de una unidad externa.

Las computadoras portátiles para juegos también pueden ser notoriamente caras, pero si sólo estás jugando juegos independientes, no necesitas todo ese hardware. Compra lo que necesites e intenta no exagerar.

3. Comprar sin pensar en el futuro

Es un viejo consejo, pero sigue siendo valido. A menos que estés obsesionado con obtener la última tecnología, un nuevo portátil debería durar unos cuantos años, y probablemente más si quieres ahorrar dinero en otra compra. En lugar de comprar una laptop para tus necesidades del momento, deberías adquirir una pensando en dónde crees que estarás en un par de años.

Puedes sentirte tentado a elegir un modelo básico por su bajo precio, con aproximadamente 4 GB de RAM y un SSD de 128 GB. Sin embargo, esto limitará el desarrollo de tus actividades a largo plazo, porque te quedarás sin espacio de almacenamiento rápidamente. Probablemente sea una buena idea optar por un modelo más avanzado con un disco más grande y con más RAM.

4. Ignorar los puertos y la compatibilidad

No todos los portátiles cuentan con los puertos que uno necesita. Muchos portátiles modernos, como nuestro favorito Dell XPS 13, sólo tienen puertos Thunderbolt 3 y USB-C. Si tu necesitas un USB-A o un lector de tarjetas SD, asegúrese de que tu portátil elegido tenga esos puertos específicos antes de comprar o presupuestar un adaptador.

5. Elegir la resolución más alta 

Un dispositivo con una pantalla de 4K es ciertamente más valioso a simple vista, pero no siempre es la elección correcta, ya que las pantallas de menor resolución también te permiten disfrutar de todas las ventajas funcionales que una de mayor resolución.

Peor aún, las pantallas de 4K pueden tener un gran impacto en la duración de la batería de tu dispositivo. Muchos portátiles de 4K tienen una resistencia desfavorables con pantallas de mayor resolución y, en realidad, no verás muchos beneficios. A menos que estés comprando un portátil para juegos de gama alta.

6. Prueba antes de comprar

Si puedes, elige el portátil que puedes probar en la exhibición de la tienda. Existe un amplia variedad que están disponibles para su prueba en grandes tiendas como Apple, Best Buy y Microsoft Store, lo que te permite jugar con la almohadilla táctil, el teclado, la interfaz de software y otros componentes que difieren sustancialmente de un modelo a otro.

Es fácil pasar por alto la importancia de las características que no aparecen en la hoja de especificaciones, como la capacidad de respuesta del panel táctil o la visibilidad de la pantalla a la luz del día, y no hay nada que pueda sustituir a la sensación real de lo que se está usando.

Si vas a comprar en línea , elige una  tienda en línea con una sólida política de devolución.

7. Pensar que el tamaño no importa

El tamaño importa, especialmente cuando se trata de una laptop. Mientras que una pantalla más grande permite una experiencia de visualización más amplia y a menudo mejor, también reduce el factor de portabilidad. El tamaño de un portátil suele determinar el tamaño del teclado y del trackpad, lo que significa que es muy probable que te sientas limitado al optar por un portátil de menos de 13 pulgadas.

Comentarios